El Puerto de Santa María constituye uno de los núcleos turísticos más importantes de la costa gaditana. Ubicado en la desembocadura del río Guadalete, sus particularidades urbanas y topográficas provocan que el desarrollo de una red de saneamiento efectiva sea de una gran complejidad.

La finalidad del Plan ha sido dotar a la localidad de una moderna red de saneamiento y abastecimiento. Este proyecto, que forma parte del Plan de Recuperación del Guadalete, nació para atender las necesidades de la localidad a largo plazo. Diseñado con el espíritu de abarcar la totalidad del ciclo integral del agua, el Plan comprende tanto el abastecimiento como el saneamiento de las aguas residuales y pluviales. Por ello, ha sido necesario prever una gran red que alcance toda la ciudad y sus futuros desarrollos, sumando aproximadamente 117 kilómetros de tuberías. Las condiciones geográficas de la localidad han obligado además a la construcción de diecisiete estaciones de bombeo.

Dotar al municipio de una moderna red de saneamiento y mejorar una buena parte del abastecimiento no han sido tareas fáciles, ya que a las dificultades habituales de este tipo de obras, se han añadido otras tantas, como son la dispersión de las áreas residenciales, la escasa pendiente del territorio y la situación del municipio en la desembocadura de un estuario. Entre las soluciones adoptadas por el Plan destacan la construcción de un sifón para conducir las aguas residuales de Valdelagrana bajo el río y trasladarlas a la depuradora, así como la instalación de estaciones de bombeo para impulsar el agua a través de siete kilómetros de colectores, con una potencia empleada de 3000 kW.
 
Sin duda, uno de los elementos más importantes de este Plan, en el que se comenzó a trabajar en 1991 mediante un convenio firmado con la Consejería de Obras Públicas y Transportes de la Junta de Andalucía, lo ha constituido la depuración de las aguas residuales de la localidad. Frutos de esta colaboración han sido la puesta en funcionamiento, desde 1995, de la Estación Depuradora de Aguas Residuales EDAR Las Galeras y la ejecución de varias redes de colectores:
 
  • Red de colectores primarios y secundarios del casco urbano.
  • Red de colectores en Valdelagrana y sifón bajo el Guadalete y bombeo a la depuradora general.
  • Colector costero de la Zona Oeste y bombeo a la Estación Depuradora.
  • Red de colectores de la Zona Norte.
 
La Estación Depuradora de Aguas Residuales EDAR Las Galeras constituye uno de los logros más importantes en depuración de aguas residuales de toda la Comunidad autónoma. Su puesta en funcionamiento refleja el compromiso de la ciudad con el medio ambiente, ya que, gracias a la EDAR, se evitan los vertidos contaminantes en la desembocadura del Guadalete y en el litoral.
 
Las obras del Plan, primordiales para la localidad, han supuesto hasta el momento una inversión de más de 53 millones de euros, costeados en buena parte por medio del denominado canon de mejora, un concepto transitorio autorizado desde 1993 hasta el 2014 y dedicado exclusivamente a la financiación de estas obras.